Historia

En los años 80, parteras tradicionales de edad avanzada de áreas rurales en la región central de México se acercaron a la asociación civil CASA para recibir capacitaciones sobre planificación familiar y se les fueron proporcionadas.

Las parteras también pidieron educación de partería para ellas mismas y para mujeres jóvenes, incluyendo a sus hijas quienes no tenían experiencia en esta área.

Se llevó a cabo un programa de capacitación para parteras tradicionales a lo largo de tres años y fue evaluado. En 1994, a petición de dichas parteras tradicionales, CASA abrió las puertas de un hospital de maternidad y clínica familiar para el público en general, concebido como una alternativa culturalmente apropiada, que se enfocaba en la calidad de atención y en el parto humanizado. 

Hasta la fecha más de 10,000 mujeres han dado a luz en este hospital, los resultados clínicos son superiores y la satisfacción de los clientes muy alta. El hospital también sirve como una institución de enseñanza para las estudiantes matriculadas en la Escuela de Parteras Profesional.

Esta escuela acreditada por la Secretaría de Educación de Guanajuato abrió en 1997, tiene 110 egresadas y va a matricular un grupo de 24 en agosto 2015. El programa de estudios de partería de CASA dura tres años y está abierto a toda mujer que haya terminado al menos nueve años de educación formal (la educación secundaria), y da preferencia a jóvenes de áreas rurales, mujeres indígenas, y mujeres que tienen parentesco a parteras tradicionales.

foto escuela